Las redes sociales son plataformas maravillosas que sirven tanto para conectar con otras personas como para expresar ideas o pensamientos concretos. Para conocer las ventajas y desventajas de las redes sociales, has de realizar un análisis exhaustivo de su uso.

En este artículo, deseamos arrojar luz acerca de las cuestiones íntimamente ligadas con estos espacios web tan demandados en el presente.

 

Principales beneficios

La redes sociales ayudan a estrechar el vínculo entre personas, especialmente entre las que viven alejadas unas de otras. De esta manera, gracias a ellas, podemos comunicarnos con aquellos que residen prácticamente en cualquier punto del planeta en cualquier momento.

Sin embargo, las ventajas y desventajas de las redes sociales se relacionan con el funcionamiento que el usuario hace de las mismas. Así, si se emplean de forma puntual para mantener el contacto con amigos o familiares son una opción fantástica.

Además de eso, es posible utilizarlas para compartir información interesante en forma de vídeos o imágenes así como para ofrecer opiniones sobre diferentes temas.

Asimismo, las redes sociales pueden ser empleadas para tratar intereses comunes- siempre que decidas unirte a distintos grupos- o para conocer gente nueva. Del mismo modo, podrías beneficiarte de la visibilidad que proporcionan con el objetivo de publicitar algún servicio o producto online.

Resulta obvio que se puede aprovechar al máximo el uso de las mismas siempre que se haga con sensatez y responsabilidad.

 

Inconvenientes

Las ventajas y desventajas de las redes sociales también se relacionan con la ciberseguridad. En general, se trata de webs seguras en las que tus datos están protegidos si creas una cuenta privada. En caso contrario, ten especial cuidado con los datos personales que publicas en tu muro puesto que muchas personas tendrán acceso a ellos.

Igualmente, deberías ser especialmente cauto con la gestión que realizas de estos portales. Un uso abusivo podría conducirte a la adicción, lo cual a su vez se halla estrechamente asociado a problemas psicológicos como la ansiedad o la depresión.

De hecho, según algunos estudios recientes, los usuarios que más tiempo invierten en redes sociales como Facebook o Instagram muestran una incidencia más alta en trastornos depresivos. Por tanto, es urgente visibilizar esta problemática en la sociedad.

 

Consideraciones relevantes a tener en cuenta

El hecho de que estas plataformas digitales proyectan una visión distorsionada de la realidad podría entenderse como ventajas y desventajas de las redes sociales. Es decir, muchas personas son capaces de esconderse de sus problemas recurriendo a ellas o tratan de fingir normalidad publicando contenido positivo sobre sus vidas.

No obstante, esto puede generar competitividad o sentimientos de envidia entre algunos usuarios. En efecto, a través de Internet parece que todas las personas llevan un estilo de vida ideal en el que la felicidad es el ingrediente principal.

Ciertamente hay quienes desean reforzar sus complejos e inseguridades gracias a la “atención mediática” que implican. Así, hay personas que miden su bienestar por el número de likes que reciben diariamente o por la cantidad de comentarios que se dirigen a ellos.