Vivir confinado por un tiempo puede hacerte experimentar un torrente de emociones contradictorias. Habrá momentos en los que te sientas muy agobiado por pasar todo el día en casa y en otras circunstancias, puede que te consideres la persona más feliz del mundo estando a tu bola.

Por eso, es necesario desarrollar una serie de habilidades emocionales durante el aislamiento (como la adaptabilidad y el autodominio) que te ayudarán a adquirir una mejor gestión emocional.

¿Qué es la inteligencia emocional?

Se dice que una persona es inteligente a nivel emocional cuando es capaz de reaccionar a los acontecimientos o estímulos que recibe de manera congruente y sensata. 

Si la persona sabe retener sus impulsos y ofrecer respuestas emocionales apropiadas ante situaciones estresantes, como la crisis del coronavirus, podemos referirnos a ese individuo como alguien inteligente emocionalmente. Decimos esto, porque tiene desarrollada una alta capacidad de reconocer las emociones propias y regularlas adecuadamente para conseguir un bienestar psicológico.

Cómo mejorar la inteligencia emocional durante el aislamiento social

Tú también puedes desarrollar tu inteligencia emocional en este momento siguiendo las siguientes recomendaciones:

  • Conecta con tus emociones. Si no quieres sentirte abrumado o desbordado por emociones negativas intensas, el primer paso que debes dar es reconocerlas.

    Admitir que estás enfadado, frustrado o asustado es la clave para abordar esos sentimientos. Así que trata de trata de mantenerte en sintonía con tus emociones, obsérvalas sin juicio y canalízalas en cosas positivas. Técnicas como la escritura automática o el mindfulness pueden ser muy útiles.

  • Practica la empatía y la escucha activa. No eres la única persona en crisis en este momento, por lo que debes empatizar con los sentimientos de los demás. Y es que reconociendo las emociones de los otros, podrás entender las tuyas propias y manejarlas mejor. 

    Además, aprenderás a relativizar tus propios problemas o tus actitudes ante ellos. La escucha activa te permitirá comprender a tus allegados y realizar ese ejercicio de empatía.

  • Adáptate y sé flexible. Ya decía Darwin en su Teoría de la selección natural que solo las especies que mejor consiguen adaptarse a su medio son las que sobreviven.

    Así que si deseas vivir este momento de forma agradable, debes tratar de ajustarte al hecho de estar confinado. Para ello, has de valerte de todas las herramientas y recursos necesarios para sentirte bien aunque no puedas salir al exterior.

  • Ten paciencia. Aprende a ser perseverante a lo largo de este proceso teniendo en mente que esta situación es temporal. Piensa que es solo cuestión de tiempo que todo vuelva a la normalidad y seas capaz de recuperar “tu vida”.

Reflexiones finales

Sabemos que la inteligencia emocional es el conjunto de habilidades que se han de adquirir a fin de tener una experiencia vital agradable en todos los ámbitos. Pues bien, durante el confinamiento desarrollarla resulta de suma importancia para tener una buena salud mental y evitar así toda clase de síntomas depresivos.

¡Ve a por ello!